domingo, 31 de enero de 2010

PATATAS A LA RIOJANA TÓ ROJAS


PATATAS A LA RIOJANA TÓ ROJAS
(para 4 personas humanas)

INGREDIENTES:

- 1 Kg. de Patatas
- 2 Chorizos Tiernos para Guisar
- 1 Pimiento Rojo
- 1/2 Cebolla
- 2 Dientes de Ajo
- 2 Pimientos Choriceros
- Perejil
- Aceite de Oliva
- Agua

Siento haber tardado tanto en volver, pero no sabía que una resaca podía durar tanto. Y eso que tampoco bebí tanto durante las Navidades; seis cubatas en total.
También es cierto que los vasos eran de litro y medio, todo hay que decirlo.
Mis amigos dicen que son los años, que no perdonan, y yo les digo que sí, que son los años, pero los años del whisky, que perdonan menos todavía. Supongo que ambos tenemos razón.

Intenté escribir algo a mediados de Enero, pero no atinaba con las letras del teclado y solo salían galimatías sin sentido. Ahora que ya me he recuperado lo recuerdo con gracia, ya que fué realmente divertido y es algo que recomiendo probar a todo el mundo.
No lo de beber alcohol, cuidao!!!, sino lo ponerse a teclear totalmente borracho.

Lo que también recomiendo es el plato que os traigo para hoy: una receta sencilla, de las de toda la vida, el típico plato de cuchara que te deja el cuerpo más nuevo que el Güindous 7 en un día de frío.
Tenía muchas ganas de hacerla, no digamos ya de comerla.
Mejor os cuento.

ASÍN SE HACE:

Comenzamos picando la cebolla y el pimiento rojo en pequeños cuadraditos y los pochamos en una cazuela de base ancha junto a un chorro generoso de aceite de oliva. (Esta es la frase sin comas más larga que he redactado en mucho tiempo)


Seguidamente, añadimos el chorizo cortado en rodajas de 1 cm. de grosor y lo mezclamos con el sofrito.
La elección del chorizo la dejo a vuestro gusto, pero es conveniente que sea de buena calidad y no demasiado fuerte. Yo siempre he usado chorizos de la marca DIONI, que van cojonudos. Creo que ya lo comenté en alguna ocasión.


Mientras se hace el chorizo, lavamos y pelamos las patatas, y las vamos chascando directamente sobre la olla. La receta donde lo ví decía que en trozos más o menos regulares, pero vosotros ni caso. Qué regulares ni qué hostias. Aquí los vamos a hacer BIEN.
Cuando hayamos terminado, removemos todo el contenido de la cazuela para que se mezcle y bajamos el fuego.


Es el momento de añadir un poco de sal y cubrir las patatas con agua. El que quiera endosarle un poquito de vino que la haga. Más aun tratándose de un plato riojano. Yo no le puse, no fuera que después se me subiera a la cabeza y me pasase otros dos meses sin publicar.
Antes de que se me olvide: encended el horno a 200 º y meted los dos dientes. Los de ajo, me refiero.

Mientras se van haciendo las patatas vamos con el verdadero secreto de este plato, que no es otro que el asunto de los pimientos choriceros.
Es tan fácil como sumergir los pimientos secos en un cazo con agua y dejarlos cocer durante 5 minutos para que se ablande la carne.


Una vez escaldados, los abrimos y con la ayuda de una puntilla vamos separando la carne de la piel a lo Torquemada, sin mostrar piedad alguna.

A continuación, mezclamos la carne de los pimientos choriceros con los ajos tostados al horno y lo vamos aplastando con un tenedor.


Añadimos la sanguinolienta mezcla al puchero y dejamos cocer a fuego medio hasta que veamos que el guiso va espesando, y las patatas van poniéndose blanditas y tó rojas.


Por último, comprobamos el punto de sal rectificando si fuera necesario, y espolvoreamos un poco de perejil picado.

El plato ya está listo para ser servido y por lo tanto comido. Devorado, diría yo.

Joer. A ver si cambio la vajilla ya.

Cocinero en pruebas para esta receta: MANOLO ONGANIZA


FIN DE LA 1ª TEMPORADA