domingo, 26 de julio de 2009

PAPPARDELLE CON PUERROS Y PANCARRÉ DE BOLETUS


PAPPARDELLE CON PUERROS Y PANCARRÉ DE BOLETUS
(para 4 personas humanas)

INGREDIENTES:

- 1 Paquete de Hojas de Lasaña
- 8 Lonchas de Jamón Serrano
10 g. de Boletus Edulis Deshidratados
- 4 Puerros
- 3 Dientes de Ajo
- 1/2 Vaso de Vino Blanco
- Tomillo
- Pan Rallao
- Queso Parmesano
- Aceite de Oliva Virgen Extra

Dicen que lo bueno se hace esperar (y perdón por ser tan insolente), pero yo digo que.. ¡¡una polla como una cinta de lomo!! Las cosas como son. Sin ir más lejos el otro día me tocó esperar bastante rato para pagar a los de Hacienda y ya me diréis qué tiene eso de bueno.
Encima me picó una avispa en la cola. En la cola de la ventanilla, se entiende. Que tampoco soy de los que van por ahí enseñando las vergüenzas; no al menos en edificios oficiales.

Total, que el antebrazo se me puso como el de Popeye y no pude firmar en condiciones, así que, si no me véis por aquí en un tiempo, es posible que esté en el talego por falsificación de documentos.

Como decía, lo bueno se hace esperar. A veces el dicho susodicho se cumple, y prueba de ello esta fabulosa receta de pasta que os traigo hoy. Un poco laboriosa, pero un éxito seguro si tenéis pensado preparar una cena para sorprender a vuestros invitados.
Si falto a la verdad, prometo que os devuelvo el dinero. Como en Hacienda.

ASÍN SE HACE:

Ponemos abundante agua a cocer con un puñadito de sal, y cuando rompa a hervir (término que no acabo de comprender), vamos añadiendo las hojas de lasaña de una en una (tampoco entiendo lo de "hojas"). No soy muy partidario de agregar aceite al agua de la cocción de la pasta, pero en el caso de la lasaña nos va a ayudar para que no se peguen unas a otras.

Mientras dura el proceso de borboteo, cogemos 4 puerros bien hermosos y los cortamos en anillos finos, pero sin pasarnos tampoco.
Lo pochamos en aceite de oliva y cuando empiecen a transparentar, añadimos 1/2 vaso de vino blanco y unas cuantas hojas de tomillo. También valen hierbas provenzales. Eso lo dejo a vuestro gusto porque va a saber cojonudo de todas formas.


Una vez que reduzca el vino, vamos cubriendo los puerros con las lonchas de jamón serrano hasta taparlos por completo y bajamos el fuego casi hasta el mínimo. Todo aquel que haya tenido un mechero Bic sabe como funciona ésto.
Ahora se trata de esperar 15 minutos para que la cosa "sude" y se produzca una fusión de sabores tan difícil de describir, que es mejor que veáis la foto:


Ahora vamos con la parte más concienzuda de la receta que consiste en cortar las hojas de lasaña bien escurridas en tiras más o menos anchas para simular el famoso "pappardelle".


A mi me vino de perlas este cortapastas circular que compré en el chino por algo menos de 2 €.
Cuando tengáis suficientes.... paráis, que ya nos conocemos. Que os dan un maquinillo de estos que no consumen luz ni baterías y hala, venga!!! ....a cortar todo lo que se ponga por medio.

Mientras desarrollamos la siguiente fase de la receta, os recomiendo regar los papardelle con unas gotas de aceite de oliva para que no se resequen.


Y ya por fin, el pancarré de boletus. Comparado con lo anterior esto es un juego de niños, ya veréis.
Cogemos 3 dientes de ajo (y aquí viene la buena noticia, porque no hace falta pelarlos ni nada) y los saltemos en aceite oliva hasta que se vayan dorando. Mientras tanto, ponemos los boletus deshidratados en el molinillo y los trituramos hasta reducirlos a fino polvo. Si no tenéis molinillo, supongo que servirá la batidora de toda la vida, aunque deberíais ir pensando pedir uno para Reyes. Lo digo con tiempo eh?

Lo mezclamos con el pan rallado y a la sarten con los ajos. Este es mi paso favorito por los aromas tan intensos que desprende la mezcla de pan y boletus.


Si no fuera por el ruido de la campana y por los aullidos de la vecina llamando al niño pa comer, os iba a parecer estar en mitad del bosque. Mirad que pinta:


Hay que tostarlo todo hasta que oscurezca ligeramente y ya casi lo tenemos. Solo falta montar el plato, pero antes, un último paso.
Cogemos las lonchas de jamón serrano que habíamos pochado y las cortamos a cuchillo en tiras finas y alargadas.

Ahora sí. Colocamos los papardelle como base y los puerros a continuación. Seguidamente espolvoreamos con el pancarré de boletus, y para terminar colocamos el jamón y el parmesano en lascas por encima.


Queridos lectores y cocinillas: esto no es una simple receta más. Esto es una obra de arte culinaria. En casa, de momento ocupa la primera posición como mejor receta "PAN PA HOY" del 2009, y creo que lo tenemos bastante jodido para desbancarla.

Cocinero en pruebas para esta receta: GUILLERMO LINILLO